7-verdades-dificiles-que-te-haran-mas-fuerte

Muchas veces afrontar la verdad puede ser muy traumático pero también volverte mucho más fuerte para soportar lo que vendrá en un futuro.

Existen ciertas verdades que a todas nos tocan pasar en algún momento que tarde o temprano nos vuelven más poderosas ¿Quieres saber cuáles son? ¡Sigue leyendo!

El dolor será siempre parte de tu vida pero te ayudará a crecer

Desde muy temprana edad se nos enseña que el dolor es malo y perjudicial, sin embargo ¿cómo podrías enfrentarte a la vida real sin haber sentido nunca dolor? Llevar un episodio traumático de la mejor manera, no solo te ayudará a crecer sino que también te permitirá tener la fortaleza necesaria para afrontar lo que sea que venga en

Nunca es suficientemente malo lo que pasa para dar un paso más

Esta es una gran verdad, difícil de creer pero no imposible de comprobar. Cuando creas que tocas fondo y que nada más te puede pasar o, cuando tienes que seguir adelante a pesar de todo lo malo que te pasa, te darás cuenta que siempre podrás dar un paso más a pesar de que lo que venga más adelante sea mucho peor. Es más que probable que logres la suficiente fortaleza para salir con buen pie de cualquier problema.

Crecerás a través de tu experiencia en malos momentos

Con el tiempo te darás cuenta de que la vida no es necesariamente más fácil o más difícil de lo que pensabas que iba a ser. Cualquier cosa que te pase ya sea buena o mala te servirá para crecer y, aunque no lo creas, cuanto más malo sea mucho mejor.

Nunca podrás cambiar ninguna situación si no te haces responsable

Según Freud, la mayor parte de las personas no desean la libertad porque implica tener responsabilidad, lo que produce un gran temor. Si culpas a los otros por tus problemas o por tu falta de felicidad, no estarás haciendo otra cosa más que cometer nuevos errores. Lo mejor en cada caso es hacerse responsable una misma de las cosas para poder salir lo más rápido posible del problema.

Preocuparte por el futuro o por el pasado no sirve de nada

La vida se vive aquí y ahora, de nada sirve preocuparse por el pasado que no se puede cambiar o por el futuro que no sabremos nunca que nos deparará. La vida es muy bella para desperdiciarla en cosas que no pueden arreglarse o que no sabemos cómo seguirán.

Todas las cosas importantes no se hacen de un día para otro

La paciencia es una virtud y tenerla es algo que te hará más fuerte. Seguramente ya lo sabes, pero es bueno recordarlo pues ¿qué ocurriría si tus deseos se cumplieran de inmediato? ¡La vida sería muy aburrida!

No siempre te dirán que lo que haces está bien

Lamentablemente pasa así, muchas veces las personas no saben valorar el esfuerzo que hacemos en pos de conseguir nuestras metas y no lo reconocen. Sin embargo, esto aunque no lo creas tiene su parte positiva, pues si buscas el reconocimiento de otros es más que probable que redobles tu esfuerzo por hacer las cosas bien.

¿Qué opinas de estas verdades difíciles? Cuéntanos.