Comprometerse en matrimonio es el sueño de muchas mujeres, sin embargo, durante ese camino del compromiso y los preparativos de la boda pueden surgir situaciones que te harán pensar dos veces sí realmente quieres compartir tu vida con esa persona o terminar con la relación antes de que sea demasiado tarde. Te enlistamos 8 razones válidas para terminar con el compromiso.

#8 Viven en el pasado y no en el presente

Si no has podido superar y dejar atrás los errores que tu pareja cometió en el pasado, no te precipites y analiza si casarse es la mejor idea. Ambos merecen ser felices ya sea juntos o por separado.

#7 El futuro le aterra a alguno de los dos

Una cosa es tener dudas y otra muy diferente es sentirse aterrorizada por comenzar una vida juntos, si esto se presenta en cualquiera de las partes es una clara señal de no estar seguros de querer pasar al siguiente nivel. Es mejor darse tiempo para aclarar la mente y descubrir qué es lo que da tanto miedo antes de seguir con el compromiso y surjan problemas que más tarde serán difíciles de solucionar.

#6 La familias de ambos no se llevan bien

Si estás en esta situación es mejor poner una pausa y ver si estos conflictos pueden solucionarse, es desgastante fungir como réferi y no tomar partido. Esto a la larga puede afectar su relación.

#5 Celos

Sentir celos frecuentemente es un indicador de que la confianza no es tan fuerte como creían. Será difícil construir un futuro juntos si esto es un factor presente en su relación.

#4 Pelean por cosas insignificantes todo el tiempo

Si se molestan por pequeñeces y no pueden superarlas ahora, nada te garantiza que ya casados lo puedan lograr. Antes de dar ese gran paso tienen que aprender a superar y dejar pasar esas diferencias.

#3 Uno de los dos no quiere tener hijos

Si cada vez que tocan el tema de tener familia uno se muestra renuente y la plática es siempre un problema es mejor que reconsideren estar juntos. Ambos deben estar en la misma página antes de comenzar una vida en pareja.

#2 Están juntos por las razones equivocadas

Si existen otros factores que lo une que no sean el amor y la confianza, tu matrimonio a la larga será un suplicio que sólo los hará infelices.

#1 Sientes que no te apoya en la planeación de la boda

Si te das cuenta que sólo tú estás interesada en este gran evento, es hora de poner pausa. Si tu pareja no quiere involucrarse en el primer paso para formar una vida juntos difícilmente lo hará en el futuro. Se supone que este día será especial e importante para ambos, además de que es su primera prueba de trabajar en equipo.

Cualquiera de estos puntos es un foco rojo que podría indicar que alguno de los dos no está listo para comprometerse. El matrimonio no sólo se sostiene de amor y confianza sino de trabajo en equipo.