BELLEZA

El efecto de las puntas aclaradas ha estado de moda por algunos años. Seguramente lo has visto pasar y te ha dado curiosidad, pero no lo has intentado porque te ha dado miedo que no te guste. No temas, con este método natural puedes probar un aclarado gradual e ir decidiendo si la moda es para ti o no.

B1

Toma un frasquito y mezcla dos cucharadas de tu acondicionador con una cucharada de miel de abeja. Te recomendamos que sea orgánica, tiene que estar bien espesa para que funcione mejor. Si tienes el cabello muy oscuro agrega una cucharada de canela molida.

Tapa tu frasquito, mételo al refrigerador y déjalo reposar toda la noche. Por la mañana usa una brocha para pintar el cabello (puedes usar tus manos si no tienes) con la mezcla desde dónde quieres el cabello más claro hacia abajo. Prueba empezando en algún lugar entre tu lóbulo y barbilla y cubriendo bien hasta las puntas.

B2

Usa una bolsa de plástico o una gorra para baño para envolver el cabello y atrapar el calor. Después envuelve tu pelo en una toalla y déjalo reposar por una hora antes de enjuagar.

Además de quedar súper suave verás gradualmente el cambio de color. Será más notable a partir de la tercera puesta, pero tendrás mucho tiempo para cambiar de opinión.