CAKE POPS

Una de las recetas más solicitadas en la actualidad dentro del mundo de la repostería son los cake pops. Divertidos y dinámicos, estos chupetines de torta son tan sencillos de hacer que se te antojarán en todo momento una vez que aprendas a elaborarlos. ¡Toma nota!

¿Qué se necesita? Una torta pequeña del sabor que prefieras; dulce de leche, crema de avellanas o leche condesada como base untable; chocolate cobertura, colorantes artificiales, chispas de chocolate o de colores para decorar; palitos de madera.

¿Cómo se preparan? Desmorona la torta hasta obtener una miga muy fina y disuelta. También puedes utilizar migas de una torta sobrante que te haya quedado de otra preparación.

Unta una porción pequeña de la base que elegiste. Comienza a unir las migas hasta que obtengas una masa que no se pegue en las manos. Haz bolitas pequeñas y colócalas sobre una bandeja.

A continuación inserta un palito de madera por cada bolita que hayas formado. Lleva la bandeja a la nevera durante por lo menos 30 minutos hasta que la masa se endurezca.

Mientras tanto trabaja con el chocolate. Para ello tienes dos opciones. Si posees microondas puedes derretirlo aplicando 30 segundos y retirando el envase mientras remueves, hasta que logres disolverlo en su totalidad. Si no posees microondas, coloca agua en una olla pequeña a hervir, y utiliza un envase de metal para colocar el chocolate cobertura, utiliza el agua como baño de maría sin permitir que el calor genere humedad, ya que esto daña el chocolate. Repite el procedimiento hasta que se disuelva completamente.

Añade las gotas del colorante artificial al chocolate y remueve hasta obtener un color uniforme.

Saca la bandeja con las bolitas de masa ya frías y sumérgelas lentamente por el chocolate hasta cubrirlas totalmente. Añade chispas de chocolate o chispas de colores según sea tu gusto. Deja que el chocolate endurezca y ¡ya están listos para comer!