Los signos del Zodiaco dicen mucho de ti. Dan detalles de cómo es tu personalidad, cómo eres en el amor, qué pueden esperar de ti y hasta cómo desempeñas la responsabilidad de madre. Descubre cómo eres como madre de acuerdo con tu fecha de nacimiento.

Aries

Para ti no hay nada más importante que cuidar y defender a tus pequeños. Las madres Aries se caracterizan por ser guerreras; es decir, hacen cualquier cosa para que sus hijos estén bien.

Tauro

Las mamás Tauro se caracterizan por ser estables, pacientes y muy fuertes. Por esa razón, tendrás un vínculo importante con tu hijo. La paciencia que le tienes a tu pequeño a la hora de corregirlo hará que él desarrolle una buena autoestima, independencia y seguridad en sí mismo. Será un niño con estabilidad emocional. ¡Ojo! Eres una chica a la que le encanta vestir a la moda, por lo tanto buscarás comprar las prendas, accesorios y juguetes que estén in para tu hijo, lo que provocará que tus finanzas se desorden un poco. ¡Ten cuidado!

Géminis

Eres un ejemplo para tu hijo y por eso tu moral está intacta. Tus niños aprenderán muchas cosas de ti, entre ellas la manera en que tratas con los demás. Las Géminis son mujeres sociables, humildes, caritativas y ni qué se diga de buenas conversadoras. Esta última característica hará que mantengas largas conversaciones con tus pequeños. La comunicación será fluida y de mucha confianza entre ambas partes. Eso sí, ¡cuidado con los cambios de humor!

Cáncer

Tu casa, lugar donde crecen y se divierten tus hijos, es un lugar cálido. Sueles ser muy solidaria y atenta con ellos, pero muy protectora. Como lo amas con todo tu corazón, evitarás muchas veces que se desarrolle como individuo. Deja que tu hijo se exprese como tal, que sea él mismo frente a cualquier persona. ¡Déjalo que sea auténtico! ¡No lo prives!

Leo

¿Eres una mamá Leo? Entonces el ser carismática y divertida te hace ser una GRAN madre. Sueles disfrutar de hacer sonreír a tus hijos, y haces todo lo necesario para que sean felices. A veces tienes que dejar de estar “encima” de tu hijo para que él tenga su propio espacio con sus amigos, compañeros de la escuela o, incluso, con desconocidos. Sé una guía, pero no lo hostigues tanto.

Virgo

Por lo general las mujeres somos muy ordenadas, pero la dosis de las Virgo es extra. Este tipo de mamás lo planean todo y así enseñan a sus hijos a ser organizados. ¡Qué bien! Ellas no tendrán que lidiar con niños que dejan sus juguetes, zapatos o ropa tirados. Eso sí, trata de que no todo sea perfecto, las equivocaciones también dejan lecciones a tu pequeño.

Libra

Besos, abrazos, cariños… Eres una mamá supercariñosa. Adoras compartir tiempo con tus hijos. Crees que los minutos y horas que les dediques serán ideales para escucharlos, impartir disciplina con amor y educar en valores. Para ti es muy sencillo y enriquecedor sentarte en el sofá de tu casa a hablar con ellos.

Escorpio

Eres una mamá intuitiva. Tanto así que cuando quedaste embarazada no necesitaste ratificarlo con una prueba de embarazo casera. Fuiste directamente al ginecólogo para saber cómo estaba tu bebé. Además, tienes la capacidad de saber cuándo a tu hijo le sucede algo. Para él o ella, tú serás la mejor mamá del mundo. ¿Lo crees así?

Sagitario

Las locuras son lo tuyo. Amas la diversión y la extrema, aún más. Si tu hijo desea escaparse del colegio, quizá y seas cómplice. Pero, no tienes por qué ser tan divertida siempre porque es contraproducente. A veces es mejor poner límites para bien de los niños.

Capricornio

La responsabilidad es tu estandarte de vida. Te quedas en la oficina tiempo extra para poder darles lo mejor a tus hijos. Eso sí, debes aprender a disfrutar un poco más de tus pequeños. Establece dos o tres días a la semana para llegar temprano a casa para brindarles atención. No se vale llegar del trabajo y que los tengas que ver dormidos.

Acuario

Eres una mamá de mente abierta. Eso sí, necesitas aplicar disciplina en situaciones cruciales, como cuando te levanta la voz, hace berrinches o no hace caso a tus reglas.

Piscis

Las mamás Piscis son creativas. Junto a tu hijo compartirás momentos únicos. No te guardes lo que sientes, habla. No solo debes ser comunicativa a la hora de hacer arte sino también con tus sentimientos.