Pocas situaciones son tan incómodas como que alguien te diga “te amo” y tú no puedas responder con un abrazo y un beso cómplice, o al menos con un sincero “yo también”.

Lo peor es que esta situación es mucho más común de lo que nos gustaría, por lo que tenemos que estar preparados para responder a esta frase de acuerdo a la relación sentimental que tengas con la otra persona.

Responder a alguien con quien tienes una relación amorosa

Si el caso es que estás saliendo con alguien y te dice “te amo” pero tú todavía no lo sientes, lo mejor es que le digas exactamente lo que sientes.

Cosas como “te quiero pero no te amo” suelen sonar hirientes para el otro, mientras que frases como “estoy apostando a enamorarme de ti” se oirán más cálidas y más cercanas a un “te amo”. Sin embargo, la mejor política es siempre la honestidad, pero sin rayar en la dureza o frialdad.

Responder a alguien con quien no tienes una relación amorosa

Este es el caso típico de los amigos. Todo iba bien y eran los mejores amigos hasta que, un día y sin previo aviso, te dice que te ama. ¿Qué hacer? ¿Cómo responder a esta declaración de amor no correspondido sin resultar grosero y sin arruinar la amistad?

Lo primero que debes hacer es preguntarte si quieres ir más allá con esta relación. Si al plantearte la pregunta resulta que descubres que también tienes sentimientos románticos además de la amistad, ¡felicidades! ¡Se ha formado una pareja!

Pero también puede suceder que quieras a esa persona solo como amigo o amiga, y en este caso tienes que preguntarte qué tanto deseas conservar la amistad ante estas nuevas circunstancias. ¿A qué me refiero con esto?

Como se trata de una situación que me tocó vivir, puedo hablar desde la experiencia y sé que, al llegar a este punto, tienes que preguntarte si realmente quieres seguir siendo amigo de alguien que está enamorado de ti.

Quizá quieras conservar la amistad y ver si con el tiempo puedes corresponder a la otra persona. O quizá ya sabes que nunca te enamorarías de él o de ella. En este caso, lo mejor es ser lo más sincero posible; si no existen posibilidades, díselo desde el principio y dale la oportunidad de que se aleje si siente que es lo mejor. Después de todo, si aprecias a esa persona seguro preferirás perder su amistad que verlo sufrir por un amor no correspondido.