MAKE UP

Audacia, sueño, sorpresa. Un vistazo hacia el espejo e instantáneamente, el éxtasis de la transformación. De manera diferente. En libertad. En tecnicolor. Dior Addict es el poder de la imaginación, en su expresión más pura. La posibilidad de reinventarse según el humor, según el deseo. De recrearse, instantáneamente, hasta el infinito, gracias a unas herramientas indispensables, emblemáticas… Verdaderos accesorios de belleza y de estilo.

Así describe Dior su nueva línea de Dior Addict Fluid Stick, como una puerta que se abre a un universo aún más maravilloso y onírico, un producto para las que estamos dispuestas a dejarnos sorprender.

Dior Addict Fluid Stick es el primer rojo de labios híbrido que logra todo en una sola pasada, este es un verdadero producto de labios de un género que no existía. No es gloss ni es lipstick sino todo junto y más.

En un solo producto conjuntaron el impacto de color que todas buscamos con lo sexy del brillo y la sensación de no traer nada en los labios pero con una película de larga duración y confort increíble.

Este producto es uno de los lanzamientos estrella de Dior por tratarse de una bomba en innovación que alía tecnologías inéditas.

Las perlas de gloss están encapsuladas con pigmentos intensos y de larga duración que dejan un impacto máximo desde la primera pasada y su formulación está hecha a base de agua.

Después de aplicarse el agua se evapora dejando un tono espectacular con un golpe de pigmentos brillantes con efecto fresco y larga duración.

Tienen la forma redonda de una barra para labios pero su textura es esponjosa, una herramienta inteligente que hace que la aplicación sea placentera por sí misma.

Sus tonalidades son nude o ultra pigmentadas, prudentes u osadas y todas arrasadoras. La línea tiene 16 tonos de colores súper trendy que se convertirán en el acabado perfecto de cualquier look.