El cansancio te acompaña cada día, desde que te levantas por la mañana hasta que te metes en la cama por la noche. Quizá seas de esas mamás que apenas tienen tiempo para dormir y se olvidan que su descanso también es importante.

Necesitas algunos tips vigorizantes para poder estar despierta, activa y en forma cada día, ¿quieres saber a qué me refiero? A estos tips…

Empieza el día haciendo algo solo para ti

Antes de que tus hijos se despierten puedes dedicarte unos minutos a ti misma en casa, puedes hacer estiramiento, yoga, leer un libro, tomar una larga ducha… algo que disfrutes de hacer. Empezar el día haciendo algo para ti te motivará y te sentirás con más energía durante todo el día. 

Toma mini siestas durante el día

Hay veces que no se puede dormir toda la noche porque los niños están enfermos, porque quedaron cosas de la casa por hacer… pero ¿cómo descansar si por la noche no puedes? Tendrás que dominar el arte de hacer mini siestas durante el día. Prueba con descansar media hora cada 2 o 3 horas. ¡Te mantendrás más activa cuando despiertes!

Deja de limpiar

No me refiero a que descuides tu casa, pero sí que priorices lo que debes hacer durante la semana, porque quizá puedas limpiar tu hogar cuando los niños están en la escuela o durante el fin de semana. Si limpias cada día solo estarás más cansada y con más sueño, mejor aprovecha para hacer otras actividades.

Intenta relajarte

Aunque no es adecuado abusar de la cafeína y de ningún estimulante, es cierto que a veces puedes necesitarla para poder afrontar la tarde con niños después de un largo y agotador día en el trabajo. Pero en lugar de estar tentada de tomar café es mejor que te tomes un pequeño descanso y te relajes durante unos minutos.

Piensa en positivo

Es muy importante tener pensamientos positivos para evitar que el estrés se apodere de tu mente. Tus pensamientos podrán guiar tu comportamiento y tu actitud ante la vida. Puede que ahora mismo estés cansada todos los días y que eso de dormir 8 horas sea toda una utopía. Pero, ¿sabes qué? es algo temporal, y esto también pasará. Si organizas tu día con al menos una actividad exclusiva para ti, te sentirás contenta contigo misma y con mucha más energía.