Desayuno

Hoy te traemos estas ideas rápidas para el desayuno, fáciles y nutritivas, que te tomarán poco tiempo y te darán la energía necesaria para arrancar tu día con ganas. ¡No te las pierdas!

Batido de fresa

Un batido de fresa es una gran opción. Debes mezclar fresas y bananas en una licuadora junto con leche descremada o de soja. Es un batido fresco y saludable lleno de proteínas. Y lo bueno es que puedes ir variando e incorporando distintas frutas durante la semana.

Para las que no tienen tiempo de desayunar, es ideal porque pueden llevarlo al trabajo o la universidad.

Queso y fruta

Lo más sencillo pero nutritivo que puedes desayunar o llevarte al trabajo a primera hora es una manzana y unas rodajas de queso. Añade unas almendras y tendrás los nutrientes necesarios sin tener que preparar un gran desayuno. También puedes variar la fruta día a día.

Waffle de mantequilla de maní

Lo bueno de la mantequilla de maní en los waffles es que te permiten cortar con el azúcar del jarabe e incorporar las fibras y proteínas del maní. También puedes incorporar otras semillas o frutos secos como pasas de uva si quieres aún más proteínas.

Tostadas con ricota y tomates

Una forma de hacer tus tostadas más ricas y más nutritivas es añadirles tomates y tres cucharadas de queso ricota bajo en grasas. Agrega una cucharadita de aceite de oliva, sal y pimienta y tendrás unas tostadas espectaculares.

Cereales y frutas

Un bowl de cereales con leche descremada es una excelente opción para un desayuno nutritivo. Añade frutos secos, nueces o arándanos para darle más sabor.

Avena

La avena es fácil, rápida y de lo más nutritiva. Mézclala con cereales o frutas y yogurt y será un gran desayuno para mantenerte saludable y con energía.