Te traemos una propuesta de maquillaje solo apto para chicas osadas. Elegante, sofisticado y con un punto extravagante. ¿De qué estamos hablando? ¡Del look gótico! Anímate…

¿Qué se necesita? Sombra negra en lápiz, sombra negra en polvo, delineador negro, máscara de pestañas negra, lápiz marrón, labial o gloss negro y rubor durazno.

¿Cómo se realiza? Luego de colocar la base y el corrector, pintar el párpado móvil con la sombra en lápiz. Con un pincel redondo mediano esparcir bien el color, logrando un efecto difuminado en el arco superior. Delinear el interior del ojo y repetir el sombreado anterior en el párpado inferior, dibujando una línea bien fina y difuminando con el pincel. Luego, colorear nuevamente el párpado móvil con la sombra en polvo. Así se genera un efecto de mayor profundidad y el maquillaje dura más. Para los labios, dibujar el contorno con el lápiz marrón y rellenar con el labial negro. Procurar que el labial sea brilloso. Si es opaco, aplicar un gloss transparente por encima. Por último, colorear los pómulos con el rubor durazno y ¡listo! Ya tienes un maquillaje estilo gótico para sorprender.