Una de las situaciones más difíciles y que provoca una crisis de pareja es la infidelidad. Si descubres que tu novio o esposo te fue infiel, ¿cuál sería tu reacción?

Antes de terminar y ahogarte en el dolor de la traición, es fundamental que te quites de en medio, que tu pareja no esté ni delante ni fuera de la situación y consideres los siguientes puntos antes de tomar una decisión definitiva.

¿Te engañó o se equivocó?

No es lo mismo que te engañen a que te des cuenta de que fue un desliz. Cuando él te lo confiesa, se arriesga a que tomes la decisión de no seguir y te deja claro que por su parte quiere estar contigo y ser honesto en la relación.

¿Mi amor propio está herido?

Si el orgullo o amor propio son quienes deciden por ti, te podrías arrepentir con el transcurrir del tiempo porque no harás lo que realmente quieres.

¿Cuáles son sus sentimientos?

Cuando eres engañada, es en él en lo último que piensas. Se da por sentado que lo debes rechazar y condenar. Si amas a tu pareja, podrías arrepentirte a pesar de la traición. De todo se aprende y aunque superar una infidelidad es un proceso doloroso, perdonar fortalece la relación.

¿Puedo volver a empezar?

Puedes caer en el error de guardar ese episodio para utilizarlo como amenaza ante errores de él. Si decides continuar y pasan algunos meses o años porque no son capaces de comenzar de cero, es mejor que tomen caminos diferentes.

¿Se perdonó su error?

Si tu chico mantiene ese sentimiento de culpabilidad, no podrá pasar la página y la relación de ambos será la más afectada. En este caso no basta solo con tu apoyo sino que es necesario que acuda a un psicólogo.

Existen algunas pautas sobre cómo enfrentar una situación

– Controla tu estado emocional. El dolor aumenta y no te ayudará a encontrar una salida al problema.

– Mira a tu pareja como es, no lo idealices. Reconoce sus imperfecciones, pero también recuerda sus fortalezas.

– Evalúa si eres capaz de superar este terrible episodio, de lo contrario sé valiente y acepta la separación.

– Acepta con serenidad que estas situaciones difíciles y dolorosas te harán una persona sólida, para descubrir tus necesidades más profundas, hacerte respetar y valorarte más.

Independientemente de lo aconsejado, ¿tú lo perdonarías?