Las celebrities dejaron de lado los tonos sobrios y apostaron por los colores brillantes y llamativos en la 64 entrega de los premios Emmy. Amarillo, verde, azul, morado y naranja en diseños de alta costura, fueron los elegidos para la alfombra roja del teatro Nokia de Los Ángeles.

¡Te mostramos las mejores vestidas de la noche!

Claire Danes vistió un deslumbrante vestido amarillo que disimuló su embarazo a la perfección.

Sarah Hyland se lució con un hermoso vestido de Marchesa en color gris, con un gran trabajo en los hombros y los plisados cruzados en el torso. ¡Bellísimo!

Heidi Klum con un diesño de Alexandre Vauthier Couture, fue la estrella de la noche. A punto de cumplir cuarenta años, la conductora de Proyect Runway está mejor que muchas veinteañeras. Escote súper profundo, pierna al descubierto y falda transparente en su vestido color celeste, delicado y elegante, digno de una diosa como ella.

Hayden Panettiere mostró su figura con un modelo en dorado y azul, llamativo y original. Además, lo acompañó con un peinado y maquillaje súper delicados.

Leslie Mann fue otra de las preferidas, con un bellísimo top tejido y una inmensa falda color naranja. El toque chic se lo dieron los accesorios turquesa. ¡Excelente elección!

Ginnifer Goodwin optó por un vestido de Monique Lhuillier que combina color, textura y confección minuciosa. ¡Uno de los diseños más originales de la noche!

Julianne Hough vistió un espectacular modelo en  color verde agua y corte sirena.

Kaley Cuoco eligió al diseñador latino Ángel Sánchez. El hermoso vestido color mostaza, con toques de brillos y pliegues le quedó de maravillas.

Julie Bowen, una de las ganadoras de la noche, deslumbró ante las cámaras con su vestido amarillo neón. El detalle: su mini cartera de Swarovski.

Sofía Vergara también con corte sirena en un hermoso color esmeralda, que hizo lucir su despampanante figura.

Zooey Deschanel con diseño de Reem Acra, estuvo encantadora en un vestido azul de tul. ¡Parecía una Cinderella moderna!

Carrie Ann Inaba, la sexy juez de Dancing With The Stars, le apostó a un diseño morado, de un solo hombro, con una capa de encaje. ¡Súper vistoso!