Lo que tienen en común estás dos celebrities (y tantas otras) es que ambos dejaron un vicio atrás: el cigarrillo.

Ya conocemos bastantes famosos que han decidido terminar con el mal hábito de fumar, como Kristen Stewart, Ben Affleck o Jennifer Aniston. Pero ahora, Charlize Theron y Jon Hamm también se sumaron a la lista de celebrities “libres de humo”.

La actriz aseguró en una entrevista para la revista Vogue que ella sentía que algo estaba mal y que se dio cuenta que era adicta al cigarrillo. “Yo pensé, no fumo como la gente normal. Fumo para morir”, aseguró y poco después empezó a dejar el mal hábito con ayuda de yoga e hipnosis.

Por su parte, el actor de Mad Men empezó a fumar desde muy joven. A los 24 años lo dejó, pero luego lo retomó y ahora se deshizo del cigarrillo por completo. Hamm asegura que fumar “es atractivo en una película pero no es glamoroso despertar y oler como un cenicero”.