Esta temporada, la consigna para las uñas es la combinación de color. Por eso, la clásica manicure francesa se ha reinventado para estar acorde con la moda de este invierno.

Los colores que están en boga son azul marino, violeta, dorado y plateado, y por supuesto, siempre quedan bien los tonos rojos y bordos. En cuanto a las combinaciones, la norma es sin restricciones. Puedes utilizar los que tú quieras. Una buena idea es elegir un color en un tono claro y otro oscuro, como por ejemplo violeta con lila o azul y celeste. Pero si te animas, opta por colores ultra shocking y super contrastantes, como turquesa y violeta o verde y anaranjado.

El procedimiento para realizar esta hermosa manicure es muy sencillo, pues simplemente tienes que hacer lo mismo que con la nude. Es decir, utilizar un color de base y otro para pintar la línea de la uña. Además, puedes alternar los colores en cada dedo y así tendrás un resultado deslumbrante.

¡Anímate a probar esta nueva tendencia en french manicure!