¿A qué mujer no le gusta entrar a una perfumería y probarse todos los perfumes? Admitámoslo, siempre que vamos a una cosmética salimos con una mezcla de aromas irreconocible -sin contar nuestro maquillaje express hecho a base de probadores-. Pero hacer esto no está para nada bien. Si verdaderamente quieres elegir tu fragancia ideal, te damos una serie de tips que no te fallarán.

– Prueba el perfume siempre en el dorso de la mano, no en la muñeca.

– Si quieres oler varios, que no sean más de tres, ya que después se hace difícil distinguirlos.

– Espera dos o tres horas para determinar si es la fragancia para vos. Así, el perfume podrá asentarse en tu piel y sabrás si es el que mejor te queda.

– Lo ideal es probar los perfumes por la mañana, ya que estás más perceptiva.

– Prueba siempre el perfume en tu propia piel. Por más que a tu amiga se lo sientas riquísimo, puede que a vos no te quede igual.