urban_art
Impresas en una fotografía quedan las obras urbanas de artistas inesperados, que deciden plasmar su magia en las calles de San Pablo. Su arte, quizás efímero, quizás ocasional, se ha convertido en una auténtica atracción para turistas y también para aquellos que caminan por las calles de la ciudad a diario.

En Pinheiros se ubica uno de los centros del graffitti paulista. En el callejón denominado Beco, pueden verse las obras de Street art llevadas a cabo por grandes artistas nacionales e, incluso, internacionales. En la iglesia del calvario, también puede encontrarse uno de los graffittis más famosos de la ciudad: fue realizado por studio kobra en conmemoración de los 447 años de la ciudad.

La avenida 23 de Mayo se encuentra engalanada por una obra inconmensurable: realizada en un paredón de 1000 metros, presenta un nivel de perfección y detalle que lo convierte en una obra indescriptible. La obra de 7 graffiteros liderado por el grupo Kobra forma parte del proyecto Muros da Memória, que reviste a toda la ciudad con imágenes históricas del siglo XX.

El Urban art brasilero no sólo se encuentra en las calles de San Pablo. Ha llegado a ocupar un lugar importantísimo en galerías y museos. Espacios como la Spray Galeria el Museo de Arte de San Pablo o el Museo brasilero de escultura han armado colecciones enteras de Street art, otorgándoles a los artistas de la disciplina el lugar que merecen dentro de la escena artística brasilera.